Acesco llega a sus 50 años y plantea aumentar sus estándares de calidad y sostenibilidad

Tras un 2019 de crecimiento, innovaciones y liderazgo, el 2020 llega para Acesco con su aniversario de fundación número 50.

La empresa fue creada un 9 de febrero de 1970  por Juan Bautista Escobar, como un emprendimiento familiar, con el deseo de aportar en la industrialización y desarrollo económico del país, el cual empezó como abarrotero en Pensilvania, Caldas. En 1998 se trasladó a Malambo – Atlántico, área metropolitana de Barranquilla. Después de 5 décadas en el mercado colombiano es una de las compañías más sólidas de la industria metal mecánica en América Latina.

La familia se decidió por Malambo – Atlántico, área metropolitana de Barranquilla ante la ventaja competitiva de contar con río Magdalena, el mar a pocos metros y una conveniente zona portuaria. Con la celebración de los 50 años, la empresa se plantea aumentar sus estándares de calidad y sostenibilidad, además los cambios que se le han realizado a la ciudad hacen de ésta el mejor destino para el sector empresarial.

Acesco produce actualmente 300.000 toneladas y prevén luego de dos años difíciles, una mejor dinámica de las ventas este año, con la reactivación del sector constructor. Genera 2.500 empleos directos y hace presencia en 10 países de Latinoamérica. 

“Creemos que este año en Colombia hay una gran oportunidad para las cubiertas metálicas ahora con las decisiones que ha tomado el gobierno de prohibir el uso del asbesto, seguramente llegará también la obligación de reponer muchas de las cubiertas de asbestos que hay en este país”, anotó Carlos Arturo Zuluaga Escobar, presidente corporativo de Acesco.

Cabe señalar que la agresividad de la industria del acero chino, que entra con productos subsidiados por su Gobierno o a través de la figura del contrabando técnico con bajísimos niveles de recubrimiento de zinc y de pintura, que afectan su desempeño y prestaciones en el corto plazo, es el principal inconveniente para el sector del acero del país.

Felipe González Garza, Presidente Ejecutivo en Acesco, reconoció que esos productos ingresan al país con baja especificación y haciendo desvíos arancelarios y que eso combinado al mercado generan los temas de precios que son insostenibles y que al final terminan dañando a los consumidores porque un producto galvanizado de buena calidad dura muchos años mientras que esos importados duran menos de cuatro meses.

Esta situación ha obligado a la empresa a a reinventarse, a moverse hacia otros esquemas de diferenciación y en ese sentido están entregando unas garantías serias, combatiendo esa cantidad de material de bajas especificaciones que está llegando al país.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *