junio 20, 2024

Las 200 becas entregadas por Promigas a estudiantes de la región Caribe

En el campo del desarrollo social, una de las acciones que más ha promovido Promigas a lo largo de su historia, ha sido el apoyo decidido al fortalecimiento de la educación.

Son diferentes programas los que implementa en ese escenario, tales como la capacitación a docentes para mejorar la calidad educativa y el apoyo a bibliotecas, a los que se suma la financiación de estudios superiores a jóvenes de la región.

Este último ha sido clave para que muchos estudiantes hayan accedido a formación profesional de calidad.

Es el programa de becas para estudiar en la Universidad del Norte, que ha beneficiado a 200 jóvenes de la región Caribe durante los últimos 17 años.

Esa cifra se completó con las 8 becas otorgadas para comenzar a estudiar este año en la señalada institución.

Los beneficiados son: Juan Aduen Quiroz, Juan Moncada Rubio, Valeria Muñoz Torres, Yohan Pinedo Peinado, Julian Ortiz Zabaleta, Daniela De la Hoz González, Valeria Guerreo Storino y Mellisa Castro Herazo.

La compañía transportadora y distribuidora de gas natural adelanta este programa desde hace 17 años, cuando se unió con la Uninorte para crear el fondo Beca Talento Promigas.

El propósito es apoyar a los bachilleres que brillan por su excelencia, tenacidad, disciplina y ejemplo de superación en todas las áreas académicas.

“Siempre lo he dicho: la educación es el primer, máximo y único patrimonio que tenemos. Esta es una gran oportunidad que transformará sus vidas y las de sus familias, especialmente por realizar sus estudios en la Universidad del Norte”, expresó el presidente de la compañía, Eric Flesch.

La Beca Talento Promigas cubre el 100% del valor de la matrícula de pregrado durante toda la carrera, así como el 100% del valor de la matrícula de idiomas.

IMPACTO ECONÓMICO Y SOCIAL

La empresa resalta que durante más de 45 años, ha liderado la revolución del gas natural en Colombia y Perú, lo que ha generado un impacto económico, social y ambiental positivo.

Se trata de una organización comprometida con el desarrollo de la sociedad, especialmente con el progreso de las comunidades donde adelantan sus operaciones.

Y plantea que transformar la vida de las personas a través del aprendizaje y contribuir a su progreso, se ha convertido en mucho más que un sueño o una promesa de valor para Promigas.

Compartir