mayo 20, 2024

Alto precio de alimentos lleva a los hogares a reducir el gasto en otros bienes

Raddar publicó el reporte sobre el consumo de los colombianos durante el mes de marzo que evidencia que, debido a la inflación los hogares tuvieron que sacrificar gasto en otras canastas para poder adquirir los bienes de primera necesidad, especialmente los alimentos que tuvieron una fuerte inflación y ocuparon el 30% del bolsillo total de los hogares

Según la firma, el gasto de los hogares colombianos en marzo de 2022 fue de $71,4 billones de pesos, con un crecimiento en pesos corrientes de 12,18% frente al mismo mes del año pasado, debido a una inflación de 8,5% y por esto el crecimiento en términos reales fue de 3,6%.

La colocación crediticia en los hogares por parte del sector financiero en tarjetas de crédito, consumo e hipotecarios creció en marzo de 2022 un 26,5%, frente al mismo mes del año pasado; el valor de las transacciones con tarjetas de crédito creció 40,9% en febrero frente al mismo mes del año pasado. Esto deja un crecimiento del 13% en términos corrientes en el primer trimestre y del 4,0% en términos reales.

En lo que respecta al primer trimestre del año, los hogares en Colombia gastaron 219 billones de pesos, cifra que es superior a la registrada en el 2021 en 23 billones de pesos, lo que significó un crecimiento del gasto trimestral del 12%. Descontado el efecto de la inflación que para el I trimestre 2022 fue de 8%, siendo esta la más alta de los últimos 4 años, el crecimiento en términos reales fue de 4%.

El informe muestra además que los colombianos se están endeudando pues, de los 219 billones de pesos gastados por los colombianos durante el primer trimestre del año, el gasto en efectivo registro un crecimiento del 9%, mientras que las tarjetas de crédito en compras registraron un crecimiento trimestral del 41%.

MENOS PRODUCTOS

Según Raddar los alimentos son los productos responsables de arrastrar la inflación al alza en todo el país.

Barranquilla y Bucaramanga son las dos ciudades principales con mayor inflación en los mismos, este efecto explicado principalmente por el aumento en los insumos agrícolas, la estacionalidad de los cultivos y el aumento en los costos de transporte.

En Barranquilla en marzo la inflación llegó a 10,21, pero solo la variación de precios de los alimentos fue de 23,43%.

La canasta con el mayor crecimiento del gasto trimestral es Comidas fuera del hogar y la segunda es la de entretenimiento, que en el primer trimestre de 2022 se vio impulsada por gran cantidad de conciertos, festivales y otros eventos de diversión que el año pasado no se pudieron realizar por las restricciones de bioseguridad.

Precisa el informe, que el aumento en el precio de los bienes y servicios a nivel nacional durante el mes de marzo, a pesar de haber desacelerado el ritmo, al ubicarse un 0,52% superior al registrado el mes anterior, logra quizá un impacto mucho más agudo en la percepción del panorama económico que vislumbran los hogares colombianos.

Así pues, durante el tercer mes del año la variable “costo de vida” como principal problemática manifestada por los encuestados en el país refleja una escalada que se distancia significativamente por encima del aumento de la inflación. Lo cual se entiende si se tiene en cuenta que las categorías que jalonaron la inflación durante este mes son aquellas que hacen parte de los gastos fijos de los hogares, como alimentos, servicios públicos, algunos combustibles y artículos para el hogar.

La percepción de compra de los hogares durante marzo vuelve a repuntar al registrar que en el 75% de los casos los consumidores perciben que han podido comprar menos cosas que el mes anterior, por consiguiente, menos hogares manifestaron haber podido soportar o aumentar su nivel de gasto durante este mes a pesar de haber contado con el primer día sin IVA del año y con una agenda en materia de entretenimiento más activa respecto a los meses anteriores.

En lo que va corrido del año, los hogares colombianos han mostrado una especial preocupación por el aumento de los precios de la canasta familiar lo que ha orientado la elección de los productos adquiridos en función de variables tales como la necesidad, pero también ha mostrado un incremento significativo en categorías asociadas al valor y la confianza que el consumidor le da a los bienes y servicios que obtiene.

“Otra categoría que, sin duda, refleja el impacto de la inflación en los bolsillos de los hogares es el precio como motivador de compra que durante el 2022 se viene posicionando como factor ponderador en la elección de la compra y los canales por los cuales se efectúa la misma sobre todo en algunas canastas”, afirma Raddar.

Durante los últimos meses el costo de los productos de la canasta familiar como factor de discernimiento en la elección de un producto ha alcanzado picos solo comparables con enero de 2021, en donde los niveles de desempleo tras la pandemia alcanzaron el 17,5% y al primer trimestre del año en 2019, en donde el panorama internacional como la guerra comercial entre China y Estados Unidos, la escalada arancelaria, el precio del petróleo, ente otros, desaceleraron la dinámica económica mundial. Así pues, se evidencia que las actuales coyunturas nacionales e internacionales están impactando el bolsillo de los colombianos que, muestran una mayor preocupación por los precios sobre todo en la compra de productos relacionados con el mercado principalmente en hogares de ingresos bajos y medios.

Compartir