marzo 4, 2024

Tras reajuste salarial, Aliadas urge medidas para fomentar la productividad

En respuesta al reciente anuncio del Gobierno Nacional sobre el incremento del salario mínimo en un 12%, alcanzando la cifra de 1’300.000 pesos, Aliadas, la alianza conformada por 36 gremios de diversos sectores, enfatiza la necesidad de implementar medidas inmediatas para contrarrestar la desaceleración y la baja productividad en el país.

Según Aliadas, “el aumento del salario mínimo plantea el desafío de implementar medidas que aborden la desaceleración y la baja productividad del país. Es imperativo buscar la reactivación económica y fomentar el crecimiento del empleo formal de manera urgente”. Esta postura resalta la importancia de acompañar el aumento salarial con estrategias destinadas a impulsar la productividad y la competitividad empresarial en Colombia

En medio de este panorama, Aliadas expresa su preocupación sobre la necesidad de mantener la tendencia a la baja en la inflación. Según la alianza, “resulta crucial continuar con la disminución de la inflación, la cual alcanzó el 13.2% en 2022, la cifra más alta en muchos años, y que este año mostró un valor aún elevado, aunque con tendencia a la baja”.

Además, la preocupación se centra en la desaceleración económica evidenciada por cifras como la contracción del 0,3% en el PIB durante el tercer trimestre de 2023 y una proyección de crecimiento del PIB de solo el 1,2% para todo el 2023. En palabras de Aliadas, “se debe impulsar la reactivación de la economía que está experimentando una desaceleración notable”.

Fomentar creación de empleo y detener aumento de desempleados

Los gremios subrayan la urgencia de generar condiciones propicias que fomenten la creación de empleo y detengan el aumento del número de personas desempleadas. Basándose en cifras del Dane que sitúan la tasa de desocupación desestacionalizada en el 10.2%, Aliadas sostiene que se deben implementar políticas que reviertan esta tendencia. Por tanto, hace un llamado al Gobierno, al sector privado y a la sociedad civil para construir, de manera tripartita, una agenda nacional que permita retomar el crecimiento, apoyándose en sectores intensivos en mano de obra como la construcción, la industria o el campo.

“Es fundamental trabajar conjuntamente entre el Estado, el sector empresarial y la sociedad civil de manera tripartita para impulsar el desarrollo, integrando tecnologías avanzadas y mejorando las competencias del talento humano, lo cual redundará en una mayor competitividad”, asegura la alianza. Así, el aumento salarial podrá alinearse con la generación de empleos formales mejor remunerados en lugar de desacelerar la economía, cerrando brechas sociales. Este es el compromiso de Aliadas con todos los colombianos de cara al 2024.

Finalmente, el gremio hace un llamado a la reflexión colectiva y reitera su compromiso de trabajar en soluciones que no solo aumenten el salario mínimo, sino que también impulsen la estabilidad económica del país. La alianza aboga por medidas concertadas que fomenten la productividad y la competitividad como el camino hacia un crecimiento económico inclusivo y sostenible.

Compartir